Skip to content
  1. Inicio
  2. Blog de Inbound Marketing y Ventas

Ejemplos de técnicas de neuromarketing que han sido un éxito

¿Crees que necesitas renovar tu estrategia de marketing? El neuromarketing ha cambiado la manera de crear campañas de marketing. Lo vemos en ejemplos de campañas que han llegado a proporcionar grandes resultados a compañías de todo tipo. Conocer sus ejemplos es el mejor método para aprender y desarrollar un crecimiento que puede resultar positivo para aplicarlo en nuestra propia empresa. Pero antes debes tener las nociones básicas de esta herramienta. 

 

¿Qué es el neuromarketing?

 

Podemos considerar que el neuromarketing es el estudio del proceso de compra y de toma de decisiones de los consumidores o posibles clientes mientras están en las fases previas a realizar una compra y una vez hecha. Podríamos considerarlo un proceso en el que la tecnología mide las emociones del consumidor.

Se suelen mezclar conceptos como Marketing Emocional, Storytelling y Neuromarketing, y es que todos están en auge dentro de la estrategia de marketing. 

En este caso el neuromarketing nos permite encontrar la fórmula perfecta para transmitir los productos y servicios de una marca a través de dicho estudio científico, junto con la monitorización de la conducta de los consumidores ante esta. 

El proceso de compra puede empezar en casa, en la calle, en un viaje… no necesariamente a la hora de adquirir un producto o servicio o cuando se nos presenta una necesidad. Y finaliza una vez el consumidor asume y asimila que ha comprado un producto o servicio y puede hacer uso de él y disfrutarlo.

De ahí que la experiencia del usuario sea tan sumamente importante dentro del neuromarketing.

 

¿Cuáles son las ventajas del neuromarketing?

El neuromarketing nos puede presentar muchas ventajas a lo hora de conectar nuestras ofertas con las emociones de nuestros consumidores. Estas son algunas de ellas: 

 

  1. El neuromarketing mide todos los estímulos sin la necesidad de preguntar al consumidor. Es decir, a raíz de nuestro estudio podremos saber cómo llegar a las emociones de nuestros clientes sin tener que consultarles de manera más invasiva. 

  2. Los estudios de neuromarketing siempre serán mucho más precisos que los de otras técnicas, porque al basarse en las respuestas fisiológicas, muchas de ellas son de forma inconsciente. El neuromarketing evalúa de forma más precisa lo que el consumidor siente, pero también lo que piensa, tanto de forma consciente como inconsciente.

  3. El neuromarketing optimiza y fusiona los recursos de la publicidad, así como los recursos de la empresa, ayudando a nivel corporativo a la creación y gestión de productos enfocados de forma más concreta a cubrir necesidades reales de los consumidores. Para así entender de forma más “racional”, la relación emocional entre la conducta del consumidor y su mente.

  4. Identifica patrones de acción-reacción o causa-efecto que proporcionan datos específicos para crear campañas de publicidad en base a los conocimientos de los procesos cognitivos de la neurociencia y la neuropsicología.

 

Es importante recalcar que no se trata de manipulación de la mente del consumidor, sino de conocer su comportamiento para darle esos productos y servicios que necesita.

El neuromarketing no es una disciplina que haya aparecido recientemente, sino que ha estado presente dentro de las estrategias de marketing durante mucho tiempo. Aunque es cierto que actualmente ha adquirido una gran trascendencia de valor para el Marketing. Y es que las marcas deben entender que comprender al consumidor es el primer paso para el éxito de cualquier negocio. 

 

Ejemplos de éxitos en el neuromarketing

El neuromarketing se basa en la captación de nuestros sentidos. Es por ello que hay diferentes tipos de neuromarketing, según su método de actuación. A continuación veremos dos tipos y dos campañas de éxito: 

  • Coca-Cola y el valor de las emociones

Conocida en todo el mundo, la marca de refrescos y bebidas Coca-Cola es una habitual en la prueba de nuevas iniciativas para llegar al público. 

En una campaña reciente adoptó una técnica con la cual analizó las emociones de los consumidores en el momento en el cual visualizaban uno de sus anuncios de televisión. La intención se encontraba en captar sus emociones, imagen por imagen, y la manera en la que reaccionaban a lo que estaban viendo. De esta forma, serían capaces de saber qué sentimientos les provocaba su producto de una manera realista y absolutamente transparente.

 

Es un ejemplo de neuromarketing visual que se basa en las emociones que nos transmiten los estímulos que percibimos a través de la vista. Está demostrado que una imagen llega siempre de forma muchísimo más rápida al cerebro, con lo cual, la eficacia del mensaje que se quiere transmitir, también está más garantizada.

Por ejemplo, las palabras “gratis”, “rebajas”, “ocasión”, “oferta”, son otras técnicas de venta para llamar la atención a nuestros consumidores al igual que los precios “0,99” que nos hacen ver las cosas más baratas. 

 

  • Netflix y el “TU-TUM”

La gran plataforma mainstream de consumo audiovisual Netflix, también se ha dotado de las ventajas del neuromarketing. Fue la primera en aparecer y ha sido la que ha impulsado a otras empresas a hacer lo mismo: Amazon Prime Video, Apple TV. Sin embargo, Netflix se ha asegurado de diferenciarse de estas mediante un pequeño sonido “Tu-Tum”. 

Tanto si eres consumidor de esta plataforma como si no, alguna vez habrás escuchado ese sonido característico al iniciar una reproducción en Netflix. Pues bien, este pequeño sonido ha sido tan eficaz que ha conseguido asociarlo con la marca y cada vez que lo escuchamos lo diferenciamos y sabemos que corresponde a la gran distribuidora mainstream de contenido. 

 

Esta técnica asociativa se le puede atribuir a un tipo de neuromarketing auditivo. Es el que se basa en todo aquello que percibe nuestro sentido de la audición, todo aquello que escuchamos. Se calcula que el oído humano es capaz de diferenciar unas 30.000 frecuencias diferentes.

En los centros comerciales o supermercados se ha estudiado que la música puede influir en las decisiones de compra.

No olvidemos pues, que nuestro sentido del oído tiene memoria auditiva y esta es la que almacena información sobre nuestras experiencias a lo largo de nuestra vida, tanto en el pasado como en el presente.



Tanto las grandes marcas como los pequeños negocios pueden utilizar el neuromarketing como una herramienta vital a la hora de entender a los consumidores y poder así ofrecerles lo que necesitan. Crear ese vínculo afectivo-emotivo servirá para en un futuro fortalecer ese vínculo con nuestros clientes y así fidelizarlos. 

 

pon un vídeo corporativo en tu vida

También te pueden interesar...

Cómo adaptar las estrategias del sector IT para llegar al cliente
¿Qué podemos esperar del marketing en 2019?
Campañas de vídeo marketing: claves para tu estrategia de contenidos