Skip to content
  1. Inicio
  2. Blog de Inbound Marketing y Ventas

Rebranding: qué es y cómo se hace

El rebranding es una estrategia de marketing que consiste en cambiar o modificar de forma completa o parcial alguno de los elementos que identifican a una empresa, con el objetivo de mejorar el posicionamiento de la marca para así poder recuperar reconocimiento.

Esta estrategia implica cambiar el logo, nombre, símbolos, tipografía, etc, es decir, todo lo que tenga que ver con la imagen de la marca para así dar a conocer una nueva identidad. Se busca ser más atractivo para los consumidores.

La mayoría de empresas a lo largo de su vida realizan esta práctica y van actualizando su imagen. El rebranding busca la diferenciación, ya que el mercado cada día es más competitivo se tienen que buscar fórmulas nuevas para llamar la atención y ser más atractivos para los consumidores.

Ahora que ya sabes de qué es el rebranding, entramos en profundidad con esta estrategia de marketing y te contamos cómo se hace.

¿Cómo se hace?

La finalidad del rebranding es recuperar o ganar reconocimiento, es decir, cambiar la opinión de los clientes e inversores sobre tu empresa. Para ello se lleva a cabo los cambios necesarios para volver a conectar con ellos. Como te hemos dicho, estos cambios pueden ser desde el logo, la tipografía de tu empresa, el distintivo de tus campañas hasta, incluso, la forma de trabajar interna.

Pero, ¿cómo se hace un rebranding? Te presentamos los pasos a seguir para realizar con éxito esta estrategia de marketing:

  1. Conoce bien tu empresa

Es fundamental que sepas detectar que etapa está en declive, si es que se encuentra alguna en esta fase, para definir una propuesta de valor para volver a estar presente en el mercado.

Si conoces bien a tu empresa será más sencillo definir los objetivos para recuperar relevancia, y así tomar las mejores decisiones para llevar a cabo el rebranding.

  1. Define a tu público objetivo

Necesitas conocer muy bien a tu público, ya que es a quien te diriges. Para ello es necesario que crees, si no lo has hecho anteriormente, uno o varios perfiles de buyer persona. Estos te ayudarán a saber cómo es tu cliente, cuales son su necesidades e inquietudes y como resolverlas a través de tu producto o servicio.

Si conoces bien a tu público sabrás como se siente con tu marca y lo que espera de ella. Haz un focus group, que es un método de investigación de mercado, con algunos de tus clientes para conocer con detalle cual es el efecto que provoca tu nueva imagen de marca en ellos.

  1. Haz un presupuesto y una lista de prioridades

Es importante que tengas en cuenta el presupuesto con el que cuentas, por lo general, la estrategia de rebranding tiene un coste elevado. A parte de los costes de diseño, cuenta con los cambios en los uniformes si los tienes, o vehículos, redes sociales, tiendas físicas, la página web, etc.

Revisa cual es el objetivo principal que quieres alcanzar y las acciones que tendrás que llevar a cabo para que este se cumpla, luego ajusta el presupuesto y determina cuanta inversión necesitas para llevarlo a cabo.

  1. Reúne a un equipo creativo

Para realizar un proyecto de rebranding lo ideal es tener un buen equipo creativo detrás, porque dos piensan mejor que uno.

En esta parte es donde el proyecto comienza a tomar forma, se busca plasmar las ideas nuevas pero que sigan representando a la marca. Aquí es donde surgen las nuevas propuestas para hacer los cambios pertinentes en la empresa, por ejemplo en el logo.

Recuerda que no debes olvidar a tu cliente, es a él a quien te diriges, y por lo tanto lo que crees debe aportarte valor, y ser de calidad.

Young partners discussing in meeting at creative office

  1. Todos tus empleados deben estar informados

Aunque la estrategia de rebranding la lleve a cabo un equipo creativo dentro del departamento de marketing, es importante que los empleados de tu empresa estén al tanto de los cambios.

Además estos son los primeros en conocer y reaccionar al cambio de imagen de la marca, cuenta con su opinión al respecto.

  1. Desarrolla la estrategia de Rebranding

Una vez que tengas diseñados los elementos de tu empresa que vas a cambiar, por ejemplo, el logotipo, es hora de desarrollar el plan para ponerlo en marcha. Tienes que estructuras un buen plan para lanzar la nueva campaña.

En este punto deberás definir cuándo y cómo vas a anunciar tu nueva imagen de marca. Elegir el momento más adecuado es fundamental, no tomes esta decisión a la ligera, porque es una nueva oportunidad para enganchar de nuevo a los clientes.

Dentro de este apartado también ten en cuenta otras estrategias como la de marketing de contenidos o las redes sociales, porque van a ayudar a promocionarte y dar a conocer tu nueva imagen. 

  1. Actualiza todo

Siguiendo el ejemplo anterior, si has cambiado el logotipo de tu empresa, asegúrate de cambiar el branding de todo. Es decir, no te olvides de actualizar tu página web, tus logos de tiendas físicas, en el caso que tengas, de tus productos, etc.

Si dejas rastro del antiguo se verá poco profesional y confundirás a tus clientes si ven ambos logos.

En definitiva, realizar la estrategia de rebranding es una manera perfecta de renovar tu marca, reconectar con el público y el mercado o relanzarla si ha entrado en declive. No es una técnica sencilla de llevar a cabo, ya que requiere de mucho esfuerzo, estudio, tanto de tu marca, como del mercado y del público, tiempo y dinero.

¡Esperamos que hayamos resuelto todas tus dudas!

Contacta con nosotros

También te pueden interesar...

Cursos Gratuitos de Producción de Vídeo 360º Cursos Gratuitos de Producción de Vídeo 360º
El vídeo, una tendencia que sigue creciendo El vídeo, una tendencia que sigue creciendo
¿Cómo generar leads a través del vídeo? ¿Cómo generar leads a través del vídeo?