Skip to content
  1. Inicio
  2. Blog de Inbound Marketing y Ventas

Marketing automatizado, ¿sinónimo de ahorro de costes?

El marketing automatizado, también llamado marketing automation, es una forma actualizada de realizar algunas de las tareas de marketing en las que parte de ellas se llevan a cabo de manera autónoma, sin la intervención del ser humano. Para ello, se debe utilizar un software digital como plataforma base donde volcar los datos, tareas, publicaciones y similares para que sea él mismo quien gestione, ordene, publique y analice. 

En qué consiste el marketing automatizado

Es, por lo tanto, la incorporación de un nuevo operario digital al equipo de marketing que trabaja de manera independiente y aligera la carga de trabajo de manera exponencial. Es un ejemplo de cómo la transición tecnológica se ha implementado en las diferentes profesiones, donde el marketing y la publicidad no son las únicas. 

Los dos términos que mejor resumen el marketing automatizado son independencia y rapidez. Ambos son fundamentales para lograr el resultado final, aquel por el que el marketing automatizado ha tenido un gran éxito: la reducción de costes. Una acción automatizada de marketing que sea rápida pero que requiere de personal que la lleve a cabo o la revise no es rentable. Y viceversa, una acción realizada de manera independiente por el software pero que tarda en finalizar tanto como si lo hiciera una persona, o incluso más, no es de provecho para la empresa. 

Por lo tanto, la reducción de costes que se consigue a través de la automatización solo afecta a una parte del trabajo, no a todas las funciones. Estas tareas, de las que se encarga el software son, las más mecánicas, minuciosas y manuales; aquellas que, realizadas por un ser humano, pueden llevar más tiempo o conducir a errores. Ejemplo de ello son: 

  • Crear y gestionar bases de datos: de clientes, de presupuestos, de funciones, de lugares, de tareas… Una base de datos es la máxima expresión de la organización y su transición digital reduce todo tipo de errores que la mano humana pudiera cometer. Además de, como decíamos, reducir exponencialmente el tiempo de trabajo y permitir, incluso, el trabajo de varias personas al mismo tiempo gracias a las herramientas colaborativas. La gran revolución de los datos, además, es que se analizan en tiempo real
  • Organización: calendarios, previsiones, recordatorios… Cualquier tarea organizativa y administrativa la puede desempeñar ahora un software. 
  • Segmentación de clientes: también puede automatizarse, como parte delas acciones de las bases de datos digitales. El sistema divide los clientes por grupos (etapas del recorrido del comprador, edad, buyer persona) facilitando a la empresa individualizar las estrategias de marketing y de comunicación. 
  • Atracción y conversión de leads: ¿Cómo se conseguía anteriormente que un cliente que pasara por el negocio diera sus datos? Se le requerían en la caja, en la entrada o se le solicitaban como precio por un obsequio pequeño. No obstante, estas técnicas son mucho menos efectivas que las nuevas estrategias de captación de leads que se llevan a cabo con el sistema operativo digital. La tecnología ofrece más opciones y más variadas que atraen a los clientes y les convencen para que aporten sus datos. Es, en definitiva, más variedad y más efectividad. 
  • El correo electrónico: la comunicación con los clientes mejora exponencialmente con el marketing automático: es más rápida, alcanza mayor ratio de influencia y, además, puede convertirse en personalizada en tanto que los emails van dirigidos de manera personal a cada cliente, con su nombre. Estos leads, además, son mucho más cualificados. 
  • Automatización de informes y balances: la tarea que antes pasaba horas llevando a cabo un trabajador o un equipo, ahora es automática. Tus gráficas, comparaciones, tablas e informes hechos casi al completo sin lugar a error. 
  • Medir el impacto y seguimiento del mismo: otra tarea de la que la empresa no tiene que encargarse es contabilizar los resultados de sus campañas, acciones, ventas o intervenciones. Por ejemplo, calcula el ROI y la rentabilidad de los esfuerzos invertidos por la empresa. 

Sin embargo, la incorporación de estos sistemas también genera nuevas actividades que antes no existían y que son beneficiosas para las estrategias de marketing. Por ejemplo, los blogs, redes sociales, land pages y pilar pages.  Son el traslado de la empresa a la esfera digital, con sus correspondientes beneficios, como el incremento del área de influencia, ampliación del target, individualización de la comunicación, abaratamiento de la publicidad… 

¿Cómo se traduce esto en una reducción de costes? 

En primer lugar, deberíamos repasar qué es lo que se entiende por coste. No es solo el gasto fijo o variable en términos monetarios, sino también el tiempo, el coste de oportunidad, o costes administrativos. 

Como decíamos, la principal ventaja del marketing automatizado es liberar a trabajadores que anteriormente hacían un trabajo manual y dedicarlos a otras funciones al mismo tiempo que esas tareas, que se reduce el margen de error. Tareas que anteriormente podían sufrir errores, ahora están automatizadas y obtienen siempre el resultado exacto. 

Por lo tanto, mejoran los tiempos, se consiguen más trabajadores más realizar otras funciones y aumenta la rapidez y la exactitud con la que se realiza el trabajo, incluso se abren puertas a nuevas herramientas beneficiosas para el marketing. Todo esto se traduce en un incremento de la productividad y la eficiencia. 

No obstante, los software a los que se hace referencia son de pago, y suponen un gasto añadido que, sin embargo, no supera los nuevos ingresos y el incremento de la productividad ya citados. Además, debido a la automatización se reduce el coste por adquisición por cliente. 

Sin embargo, la automatización de las tareas no sirve de nada sin el ingenio y el trabajo humano. Lo que se agiliza es el trabajo mecánico, pero las ideas y las estrategias que diseñan los trabajadores son insustituibles e irremplazables. Se puede automatizar una tarea, pero no diseñarla automáticamente, se puede segmentar los clientes pero el software no decide qué hacer con cada grupo.  Gracias al marketing automatizado la empresa, del mismo modo, se obtienen mejores resultados pero no se define qué hacer con ellos. 

 

 

Contacta con nosotros

También te pueden interesar...

¿Qué es el marketing automation o automatización del marketing? ¿Qué es el marketing automation o automatización del marketing?
La guía definitiva para la automatización del marketing digital La guía definitiva para la automatización del marketing digital
¿En qué consiste la automatización del marketing? ¿En qué consiste la automatización del marketing?